Principios básicos de usabilidad para crear sitios web

 En Landing Page, Sitios web, UI & UX

Los principios de usabilidad web que vamos a analizar en este artículo son la base fundamental a tener en cuenta para que cualquier sitio web sea como muchas veces decimos “user fiendly”. Estos deberán ser implementados en todo lo relacionado con la web de modo que su uso sea optimizado y enfocado en generar las mejores conversiones y el posicionamiento de la marca.

Suscríbete ahora a nuestro canal de Youtube, y recibe antes que nadie de cada nuevo vídeo:

La mejora de la usabilidad en cualquier sitio web, hará que el diseño del mismo, su arquitectura de contenidos, las estrategias de conversión y el posicionamiento, estén enfocados 100% al usuario.

Una vez que una persona navega por un sitio web en el que se siente cómoda, no querrá abandonarlo y volverá al mismo repetidas veces.

Hablamos de una herramienta imprescindible para alcanzar los objetivos de cualquier marca: centrarnos en el usuario. Se trata de técnicas para facilitar el camino de esa persona que entra en el sitio web, que interactúa con nuestra marca en un entorno 100% digital.

El diseño UX, se basa en la experiencia que le brindamos (y diseñamos) a nuestra audiencia en el sitio web.

Queremos que este artículo te sirva de referencia para analizar el estado actual de tu marca, que lo tomes como guía para realizarle un análisis mucho más detallado a tu web y ver por dónde ocurren las fugas de usuarios y cómo hacer para que tus ingresos vayan en aumento constante.

¿Por qué es importante conocer los principios de usabilidad web?

Para que cada persona que visita nuestra web, se quede en ella, necesitamos que su experiencia sea la mejor siempre.

Aquí te dejamos otros artículos sobre este tema:

Beneficios directos al mejorar la experiencia del usuario en el sitio web

Todos son mejoras y beneficios para la marca cuando se trata de cuidar la usabilidad del sitio web. Al final estamos hablando de establecer técnicas enfocadas en el manejo del mismo por el usuario: y esto es lo más importante.

Aumento del tráfico directo y recurrente

Implementando los principios de usabilidad en nuestro sitio web, tendrás más posibilidades de que una persona, después de haberla visitado, vuelva lo mismo a ver tus servicios o productos, que a visitar el blog. Esto hará que mejore con mayor rapidez el posicionamiento orgánico de tu marca y que por lo tanto seas más “encontrada” en búsquedas relacionadas con lo que ofreces.

Disminución del porcentaje de rebote

Este es uno de los elementos que, en posicionamiento, más se deben cuidar. El porcentaje de rebote es el tiempo que un usuario está dentro del sitio web. Mientras más alto sea, más páginas visitará y por lo tanto el % de rebote disminuirá

Estos beneficios son esenciales, pero se pueden conseguir muchísimos más que veremos a continuación.

Concretamente hoy vamos ver los 10 principios básicos de usabilidad web de Jackob Nielsen: gurú del tema que estamos tratando. Si quieres más información sobre él, búscalo en internet y verás todos sus estudios.

Para llegar a estos principios, Jackob Nielsen empleó el siguiente método:

  1. Identificar el problema del sitio web.
  2. Definir un plan para solucionarlo.
  3. Realizar dicho plan.
  4. Analizar el resultados.

De manera que, en el transcurso de este contenido, es importante que te centres en darle solución a cada uno de estos puntos e irlos poniendo en práctica, eso es lo más importante.

#1. Visibilidad del estado del sistema

El usuario tiene que estar siempre informado sobre lo que está pasando en el sitio web. Debemos ofrecerle respuesta en el menor tiempo posible.

Puede que alguna vez te haya sucedido que, al rellenar un formulario, no sabes si se envió correctamente. Esto es un ejemplo de mal funcionamiento de este principio.

Otros ejemplos son:

  • Las barras de carga de las imágenes o de los procesos de descarga de archivos (para saber en qué estado se encuentra el proceso).
  • Los Breadcrumbs o migas de pan que nos muestran dónde nos encontramos dentro de la web.
  • Los indicadores de los procesos de compra que suelen indicarnos en qué fase nos encontramos dentro del proceso.
  • Las páginas de situación de suscripción con confirmación donde cargas una página que indica que hemos enviado un mail para que haga clic en el enlace

#2. Relación entre el sistema y el mundo real

En este punto nos referimos a la conexión del sitio web con el usuario. El sistema (la web) tiene que hablar en el lenguaje de las personas que la visitan. Los copies deben evidenciar esa cercanía entre la marca y los usuarios.

Mientras más cercanos somos, más feeling creamos entre la marca y sus seguidores.

Y no solo los textos, sino además las imágenes, el orden de la información, todo lo que es comunicación.

Esta información, además, necesita tener un orden lógico empleando palabras o frases que le sean familiares a la audiencia: hablar en su mismo “idioma”, o más bien, decirles lo que quieren saber del modo que más cercano sea.

Con esto, la interacción entre la marca y los usuarios es mucho más cercana y natural. Así, su visita en la web será mucho más fluida y extensa porque se sentirá cómodo todo el tiempo.

#3. Control y libertad del usuario

A veces, el usuario se equivoca y tenemos que darle la posibilidad de subsanar dicho error. Por ejemplo, ¿alguna vez has añadido un producto a tu carrito de compra y luego te has arrepentido y no sabes cómo eliminarlo de ahí, o simplemente pasas mucho trabajo para ello?

El botón de eliminar en las listas de compra son un claro ejemplo de buena, o mala, usabilidad en un sitio web. Otros ejemplos serían los botones de deshacer, la posibilidad de editar los datos personales con facilidad, etc.

#4. Consistencia y estándares

Existen convenios ya establecidos para el uso de determinados iconos, no los violes.

Lo mismo que la iconografía, hay también gestos que, con el surgimiento y el uso de dispositivos móviles, ya tenemos asumidos como parte de nuestro lenguaje digital.

Todo sitio web tiene que ser perfectamente legible en formato móvil, o sea, el responsive. Si no, puedes perder hasta un 80% de las visitas totales. Es importante por tanto que los iconos de desplegables, los menús, todo lo que se modifique en este formato, tenga una estética acorde a dichos estándares internacionales.

De no respetarlo, se empeorará considerablemente la usabilidad web y el usuario terminará marchándose por no entender cómo funciona.

Más ejemplos:

  • Los botones verdes los asociamos a aceptar una cosa, y los botones rojos cancelar. Nunca utilices los colores al revés, porque el número de errores que cometería la gente sería enorme. Tenemos que facilitar el camino todo lo posible.
  • Si el menú de navegación lo tienes a la izquierda, no lo cambies dependiendo de las páginas. Son segundos los que el usuario tarda en encontrar el menú en “el otro sitio”, pero lo justo para ir empeorando la satisfacción con el site.
  • Etc.

#5. Prever los errores

Prevenir cualquier movimiento de los usuarios, te dará muchas soluciones.

Cuando detectes la posibilidad de error en determinada acción, si no puedes eliminarlo por completo, dale la posibilidad al usuario de hacerlo poniendo a su alcance todas las opciones necesarias para corregirlo.

Un caso de ello son los formularios con la posibilidad de autocompletar. El buscador del sitio web, del blog, o de los productos de un eCommerce, también puede ser una herramienta de fácil uso para erradicar errores.

Algunas soluciones son la confirmación de que los datos introducidos son correctos, o no, señalando dónde hay que hacer modificaciones, así como la comprobación de dichos campos en tiempo real (sobre todo en formularios muy largos).

#6. Reconocer antes que recordar

Siempre es mejor ayudar a las personas a reconocer un elemento, que obligarles a recordarlo. Siempre que puedas evitar la memorización, ¡mejor!

El ejemplo más fácil sería el del editor de textos.

Cuando vas a seleccionar una tipografía de las miles que has instalado, ¿qué es más fácil? acordarnos del nombre de cada una de ellas y de cómo era; o por el contrario, que nos hagamos una idea de cómo es si nos muestra una previsualización de la fuente.

#7. Flexibilidad y eficiencia de uso

El sitio web tiene que estar preparado para todo tipo de usuario: desde los más novatos, hasta los más experimentados.

Si conseguimos que cualquiera pueda navegar por nuestra web logramos flexibilidad. Y si tenemos opciones para los más experimentados obtenemos eficiencia.

Por ejemplo, el buscador de Google:

  • Si no tienes mucha experiencia en su uso, simplemente pones lo que quieres buscar y listo.
  • Pero si eres más experimentado y quieres conseguir búsquedas más específicas puedes usar operadores dentro del buscador.

No es necesario conocer los operadores de Google para poder cumplir tu objetivo. Pero si los conoces puedes tardar la mitad de tiempo en alcanzar tu meta.

#8. Diseño estético y minimalista

Las páginas web no deberían tener información innecesaria ya que se distrae al usuario y puede llegar a molestarle en la navegación.

Si no hace falta, no lo pongas. Elimina todo lo que consideres innecesario y que no aporta nada a lo que quieres decir.

#9. Ayudar a los usuarios a reconocer, diagnosticar y corregir los errores

Tenemos que intentar que todos los errores que puedan ocurrir en tu web estén expresados en un lenguaje entendible por todos, no por códigos.

La mayoría conocemos qué es un error 404, pero hay gente que no sabe lo que es.

Es por esta razón por lo que debemos cambiarlo para que en vez de que aparezca error 404, diga algo más amigable como: Lo siento, no hemos encontrado la página que buscas…, y darle una posible salida añadiendo páginas relacionadas o un buscador interno para que la persona pueda buscar y no se marche de la web.

De esta forma tan sencilla, estamos indicando al usuario qué es lo que pasa en ese momento y qué tiene que hacer para salir de ahí.

#10. Ayuda y documentación

Con estos principios se intenta siempre que el usuario no tenga que usar documentos de ayuda para poder navegar o utilizar una aplicación.

Aun así, siempre tenemos que ofrecerle  la posibilidad de tener un pequeño manual de funcionamiento. Esta ayuda debe ser fácil de localizar, definir los pasos claramente y no ser muy extensa.

Existen numerosos ejemplos de este principio general de usabilidad web:

  • FAQs, Frequently Asked Questions, preguntas frecuentes.
  • El icono de la interrogación cerca de algunas opciones.
  • Minitours nada más abrir una aplicación donde se muestra lo esencial.

Si vas paso a paso con este artículo, y analizando cada punto en profundidad, podrás hacer cambios sustanciales en tu sitio web. También puedes tenerlo a mano para, según la actividad de tus usuarios en determinado periodo, tomar decisiones diferentes.

La usabilidad es uno de las estrategias de conversión más eficientes si se emplea de manera correcta. Además, está en constante cambio y evolución porque depende al 100% de la audiencia, de modo que nunca la dejes de largo.

Analiza el estado de tu sitio web y coméntanos a qué conclusiones has llegado.

Últimos artículos

Comentarios